Los mejores mercados de Navidad de Cataluña

Idioma:

Cuando llegan estas fechas pueblos y ciudades se empiezan a preparar para dar la bienvenida en las fiestas navideñas. Las calles principales se engalanan y las luces en forma de árboles, campanas o angelitos se encienden durante unas semanas recordándonos en cada momento la época del año en la que estamos y que hay que empezar a hacer las compras correspondientes. También miles de legiones de pequeños papas Noel invaden los balcones, en una decisión de dudoso buen gusto.

Independientemente de si a uno le gustan más o menos estas fechas, hay una serie de tradiciones que tienen su encanto. En Cataluña hay unas cuantas de muy propias. ¿O es que habéis visto en algún otro lugar del mundo que mimen y den de comer a un tronco durante semanas para después darle golpes con palos para que cague dulces y regalos? ¿Y que me decís del “caganer”? No nos podéis negar que los catalanes tenemos unas costumbres navideñas muy peculiares…

Feria de Santa Llúcia de Barcelona

A pesar de que en la ciudad hay diferentes ferias de Navidad, la que se instala ante la Catedral es la más emblemática. De hecho se la considera la feria de Navidad más antigua de Cataluña, ya en el 1786 el Barón de Maldà hace referencia en sus escritos. Actualmente la configuran 270 paradas que se organizan en cuatro sectores: pesebres y figuras, árboles y vegetación, artesanía y zambombas. El otro gran mercado de la ciudad condal es la Feria de Navidad de Sagrada Familia, de menos puestos pero en un emplazamiento también emblemático.

Feria de Navidad de Caldes de Montbui

La de Caldes de Montbui es la feria más temprana. Quizás no tiene tanto bombo como los mercados mencionados a continuación, pero os podemos decir que está a la misma altura. Con 29 años de trayectoria y 160 paradas que invaden los callejones del casco antiguo, un buen número de acontecimientos acompañan a la Feria. El momento más esperado es la cata popular del tradicional caldo de Navidad, hecho con agua termal y cocido a fuego de leña en la olla más grande de Cataluña. ¡Salen más de 5.000 raciones! Un dato que muy posiblemente podría entrar en el libro Guinness de los récords.

Fechas 2015: 28 y 29 de noviembre

Feria del Pesebre de Olot

Durante el mes de diciembre Olot se transforma en la capital del pesebre. Durante el primer fin de semana se lleva a cabo la Feria del Pesebre donde se pueden comprar las tradicionales figuritas, pero también turrones, árboles de Navidad, productos de artesanía y objetos para decorar la casa. Paralelamente y hasta el día de Reyes en diferentes espacios de la ciudad se celebra la Muestra de Pesebres. La arquitectura modernista destaca entre los atractivos de Olot, pero la visita a la Feria puede ser también la excusa perfecta para visitar los parajes del Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrocha.

Fechas 2015: 5, 6 y 7 de diciembre

Mercado Medieval de Vic

No es una feria de Navidad, pero no hemos podido evitar incluirlo en esta selección. El mercado medieval de Vic es, junto con el de Montblanc, el más espectacular de Cataluña. Durante estos días la ciudad se engalana para hacer un viaje en el tiempo y trasladarse a la edad media. Puestos de artesanía, alimentación, tascas, jabones, perfumes y de plantas llenan las plazas y las calles de Vic. La excusa perfecta para pasear también por esta ciudad llena de historia en la que destacan la plaza de Mercadal, el templo romano, la catedral con las pinturas de Josep Maria Sert y la infinidad de iglesias que salpican la llamada ciudad de los santos. Dada su proximidad y coincidencia de fechas, se puede aprovechar también para visitar la Feria del Abeto de Espinelves.

Fechas 2015: 5, 6, 7 y 8 de diciembre

Feria del Abeto de Espinelves

Es la feria de abetos más importante de Cataluña. El origen se remonta al año 1981, desde entonces cada año los campesinos locales venden directamente a los visitantes los árboles de Navidad cultivados en las Guilleries. Casi 80.000 visitantes pasaron por la feria de este pueblecito de 200 habitantes. La iglesia románica de Sant Vicenç y la arboleda de Masjoan -la concentración de árboles monumentales más grande de Cataluña- son los otros atractivos que invitan a visitar del lugar. También en Osona se celebra la otra gran feria del árbol de Navidad, la Feria del abeto de Sant Vicenç de Torelló.

Fechas 2015: Del 5 al 13 de diciembre

¿VIAJARAS A BARCELONA?

Entradas Port Aventura

SAGRADA FAMILIA + PARK GÜELL

BARCELONA DÍA COMPLETO

COSTA BRAVA 8 HORAS

MONTSERRAT POR LA MAÑANA

TOUR TAPAS BARCELONA

¿TIENE ALGUNA CONSULTA?